17 agosto, 2018 by Investa Trust Noticias

Beneficios de contratar un Non-Executive Director (NED)


 

Los NED son directores que no forman parte de la Junta Directiva de una sociedad, es decir, no se involucran en el manejo diario de las operaciones de esta. Este tipo de directores brinda una mirada objetiva a la sociedad y al manejo de sus negocios, ya que principalmente cumplen funciones de asesoría y control de la Junta Directiva para garantizar el buen funcionamiento de la misma.


La persona que sea nombrada NED debe ser un profesional que goce de buena reputación y tenga vasta experiencia y entendimiento del negocio, ya que una parte importante de su trabajo es contactar a la empresa con posibles inversores y otras personas que puedan ayudar a la misma. Debe siempre actuar de buena fe y velar en todo momento por los intereses de la sociedad, y en caso contrario responden tanto penal como civilmente, ya que legalmente tienen las mismas responsabilidades que los directores ejecutivos.

Algunos de los beneficios de contratar a un NED son los siguientes:

  1. Ofrece una visión objetiva del negocio que permite que se pueda mantener
    la estrategia o modificarla para asegurar que se adecue al negocio;
  2.  Posee experiencia comercial y conocimientos especiales que pueden
    mejorar las operaciones de la sociedad;
  3. Actúa siempre en beneficio de los accionistas;
  4. Brinda mayor credibilidad y reputación a la Junta Directiva;
  5. Ayuda a verificar que los Directores Ejecutivos estén realizando sus labores
    de forma eficiente.

En definitiva, para la contratación de un NED, lo importante es encontrar a la persona correcta que con su conocimiento, experiencia y red de networking ayude al crecimiento del negocio.

Related Posts

Copyright © Investa Trust. All Rights Reserved